RECURSOS

LIDERES ECLESIASTICOS

 
ChurchLeaders01.jpg

“Lo que necesita cambiar es ayudar a los miembros de la Iglesia a responder de forma sensible y considerada cuando ellos se encuentren con [personas que experimentan] atracción hacia el mismo sexo en sus propias familias, entre miembros de la Iglesia, o en cualquier otro ámbito”.

Elder Dallin H. Oaks

 

Antes que nada, ¡Gracias! ¡Gracias por estar aquí! Reconocemos los desafíos tan grandes que se presentan en las vidas de los miembros de la Iglesia, sus familias, y sus líderes, cuando preguntas con relación a la atracción sexual o la identidad de género surgen. Lo importante es recordar que el Padre tiene un plan, que Él ama a TODOS sus hijos y que debido a Su gran amor, Él le ayudará a usted a encontrar la mejor manera de ministrar a la oveja número cien.

INFÓRMATE

Dale click en las imágenes para leer los artículos

 

Cómo ayudar a los que se debaten con la atracción hacia las personas de su mismo sexo

Elder Jeffrey R. Holland

Revista Liahona 2007

“Te tratas injustamente al considerar tu persona sólo por tu inclinación sexual. Ésa no es tu única característica; primero y fundamentalmente eres un hijo de Dios, y Él te ama.”

Dios ama a Sus hijos

Publicado en julio de 2007, este folleto brinda consejo a los Santos de los Últimos Días que experimentan atracción hacia personas del mismo sexo. También es útil para los líderes del sacerdocio y miembros de la familia.

“Los Santos de los Últimos Días que sienten atracción hacia las personas de su mismo sexo siguen adelante con sus vidas, ciñéndose estrictamente a las normas del Evangelio, permaneciendo cerca del Señor y procurando ayuda eclesiástica y profesional cuando sea necesario. Su vida es plena y satisfactoria, y pueden tener la certeza de que, al final, todas las bendiciones de la vida eterna serán suyas.”

La Atracción Hacia Personas del Mismo Sexo

Élder Dallin H. Oaks

“Todo miembro de la Iglesia de Cristo dispone de la bien definida responsabilidad doctrinal de demostrar amor, prestar ayuda y manifestar comprensión. Tanto los pecadores como aquellos que se esfuerzan por resistir sentimientos indebidos, no son personas a las que se deba echar fuera, sino gente a la que se debe amar y ayudar.”

 

“22 Y he aquí, os reuniréis con frecuencia; y a nadie le prohibiréis estar con vosotros cuando os reunáis, sino permitidles que se alleguen a vosotros, y no los vedéis;

“23 sino que oraréis por ellos, y no los echaréis fuera; y si sucede que vienen a vosotros a menudo, rogaréis al Padre por ellos en mi nombre.

“30 No obstante, no lo echaréis de entre vosotros, sino que le ministraréis y oraréis al Padre por él en mi nombre; y le daréis de mi carne y sangre.

“y si acontece que se arrepiente y es bautizado en mi nombre, entonces lo recibiréis.

“32 No obstante, no lo echaréis de vuestras sinagogas ni de vuestros lugares donde adoráis, porque debéis continuar ministrando por estos; pues no sabéis si tal vez vuelvan, y se arrepientan, y vengan a mí con íntegro propósito de corazón, y yo los sane; y vosotros seréis el medio de traerles la salvación.”

3 NEFI 18

 

Como líder local del sacerdocio o de una organización auxiliar de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días que lucha por comprender y resolver los sentimientos de atracción por personas de su mismo género podrían acudir a usted para recibir consejos oficiales o apoyo personal.

Gracias por su amor y compasión por aquellos a quienes sirve, como lo demuestra su voluntad de buscar información adicional. Tenemos el mayor respeto por la autoridad establecida en la Iglesia de Jesucristo. Reconocemos que existe una serie de recursos oficiales disponibles para los líderes de la Iglesia a fin de ayudarles a saber cómo satisfacer mejor las necesidades de los miembros dentro de su mayordomía. Además, reconocemos y honramos las llaves del sacerdocio que posee, las cuales le otorgan el derecho a la revelación necesaria.

El objetivo de este sitio web es simplemente proporcionar información adicional sobre los Santos de los Últimos Días que tienen experiencia personal en la atracción por personas de su mismo género y están buscando seguir siendo fieles al Evangelio restaurado y la Iglesia de Jesucristo, y los líderes inspirados que Él llamó como sus profetas, videntes y reveladores de los últimos días.

Esperamos que nuestras experiencias colectivas sean útiles para aquellos que se sienten incómodos o no están familiarizados con el tema de la homosexualidad. Mientras lee estos pensamientos, oramos para que el Señor lo bendiga con inspiración según las circunstancias específicas a las que se enfrente. 

Nos sentimos agradecidos por su servicio y voluntad para bendecir las vidas de los demás. Que Dios le bendiga en todos sus esfuerzos.


A continuación, compartiremos algunas cosas que debe tener en cuenta al aprender sobre el tema e intenta apoyar mejor a aquellos que experimentan la atracción por personas de su mismo género: 

  • No establezca estereotipos con respecto a los sentimientos, creencias o experiencias de alguien solo porque no experimenta las mismas atracciones que la mayoría de personas.

  • Ofrezca el mismo amor, aceptación y apoyo que usted siempre ha proporcionado. Saber sobre este tema específico en la vida de esta persona no cambia las experiencias de toda la vida que ustedes han compartido.

  • Sea prudente con el hecho de que el lenguaje que las personas usan para describir sus atracciones y sentimientos se pueden malinterpretar fácilmente. Las palabras típicas que las personas escuchan tienen connotaciones diferentes para cada persona. Encuentre maneras de comunicarse claramente mientras evita la vergüenza o las ofensas.

  • Es posible que tenga la oportunidad de apoyar a más de un miembro a elegir los materiales que los ayudarán a seguir cerca del Evangelio y lograr mayor paz en relación con los aspectos específicos de su situación personal. Que Dios lo bendiga a medida que lo ayuda a encontrar los mejores recursos, tanto espirituales como seculares, y “lleva las cargas los unos de los otros para que sean ligeras” (Mosíah 18:8).

  • Escucha lo que tengan que decir y permíteles conducir la conversación
    Agradéceles por confiar en ti
    Recuérdale que le amas
    Pregúntale sobre sus planes
    No necesitas tener todas las respuestas pero ten disponibilidad para aprender con ellos
    Respeta la confidencialidad - El que te lo hayan confiado no quiere decir que te han dado permiso para contárselo a otras personas

  • No digas que siempre lo supiste o que ya lo sospechabas
    No insistas en que si tuvieran más fe estos sentimientos desaparecerían
    No uses el término luchando con - Puede hacerle sentir que esto es algo que puede “curarse”
    No le digas lo siento - Esto no es culpa de nadie
    No lo compares con una adiccion

 

Recursos adicionales para líderes de la iglesia pronto